TEMPLARIO…MIRA A ESA MUJER

esa mujer

TEMPLARIO…MIRA A ESA MUJER

Templario y Caballero… no dejes de mirarla una y otra vez, y mírala bien hasta que puedas comprender el Alma que habita en esa mujer, que se arrodilla ante Dios, frente a ti, y ora elevando sus plegarias al Padre que todo lo puede y todo le concede.

Mírala bien, cuando de pie ante los hombres y el mundo manifiesta su espíritu guerrero arrollando todo a su paso. La que no conoce los límites impuestos ni entiende de dificultades ni sufrimientos. Ella sola los vence sin mover un solo cabello al viento.

Mírala bien, la que no se acobarda, la que siempre su amor está concediendo y por los demás ofrece su vida y hasta su último aliento.

Mira sus manos y observa su rostro, penetra en su mirada y te llevara al principio de los Tiempos y así podrás comprender que no fue ella la que cometió el pecado.

Mírala bien, pues es vida de tu vida, la unidad Divina que convierte tu Alma en dos, para luchar…para vencer.

Acéptala tal como es, la amiga y compañera, hija y madre a la vez. El vientre sagrado, la fuerza del Temple energía mística que llena todo su ser, manantial de vida en cada amanecer.

Ella es la Dama Templaria, querida, venerada, la que baja a tus infiernos y te eleva abriendo las puertas del Cielo. El espejo de todos los ejemplos, la fuerza, el coraje, el perdón y el consuelo.

La criatura más perfecta creada por Dios y moldeada con sus propios dedos. La Cruz de Amor, espíritu inmaculado.

La que comparte los días y las noches siempre a tu lado. La primera en levantarse para seguir luchando… para mayor Gloria de Nuestro Señor.

 

+++Nada para nosotros, Señor, nada para nosotros, sino a Tu nombre sea dada la Gloria+++

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *